Día Mundial del Ictus - Valora Prevención
6350
post-template-default,single,single-post,postid-6350,single-format-standard,bridge-core-1.0.6,wp-featherlight-captions,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1400,footer_responsive_adv,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-19.3,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,wpb-js-composer js-comp-ver-6.5.0,vc_responsive

Día Mundial del Ictus


 
El 90% de los ictus se pueden prevenir con un adecuado control de los factores de riesgo modificables de esta enfermedad. La actuación sobre los hábitos de vida constituye una piedra angular en la prevención del ictus. La abstinencia o cese del hábito tabáquico, del consumo excesivo de alcohol, evitar la exposición a estrés crónico, seguir una dieta saludable, así como la práctica regular de actividad física, son medidas fundamentales para reducir el riesgo de sufrir un ictus. Por otra parte, es necesario un adecuado control de la tensión arterial, el azúcar y el colesterol.

 
Se trata de una enfermedad en el que el tiempo es fundamental, cada minuto, cuenta. Por eso es tan importante llamar al 112 ante la presencia de algún síntoma de esta enfermedad.

 

Descárgate la siguiente infografía donde podrás obtener información sobre esta enfermedad.